Para reclamar la autoridad personal más profunda y el poder espiritual de cada uno. Ayuda a desarrollar el coraje y enfrentarse a los miedos. Desarrolla la confianza, el coraje, la capacidad de liderazgo y el éxito.