Para la conexión e integración interior. Facilita el acceso a la más profunda sabiduría interior, y nutre de un sentimiento de totalidad. Como vehiculo de interconexión, ayuda a reunir aquello que se había sentido separado de uno mismo. Desarrolla el sentido de pertenencia, de estar conectado e integrado en todos los niveles del propio ser.